¡Bienvenidos!

¡Bienvenidos al blog de la clase de 4 años A CEIP Miguel Hernández de Laguna de Duero (Valladolid)!
Aquí podréis informaros y pasarlo muy bien con todo lo que hacemos en nuestro clase: actividades, juegos, fiestas, excursiones....

miércoles, 10 de mayo de 2017

SOMOS CIENTÍFICOS: LAS SOMBRAS



Los rayos de luz viajan en línea recta
 y la demostración más evidente de que viaja en línea recta son las sombras.

La sombra está producida por un foco de luz y el movimiento de la sombra se produce por el movimiento del foco. 
El movimiento de la sombra es en sentido contrario al movimiento del foco de luz.


Estamos teniendo un clima poco adecuado para experimentar con las sombras, ya que está lloviendo o nublado. Pero en cuanto sale el sol, rápidamente nos convertimos en científicos.

Primero elegimos un poste del porche del patio que le da sol durante casi todo el día, y señalamos la sombra con tiza en el suelo. A la hora del recreo, observamos que la sombra se había desplazado. Es decir, que cuando el sol cambia de posición en el cielo a lo largo del día (aunque sea la Tierra la que se mueve), su sombra también cambia cuando se proyecta.



En clase ya habíamos descubierto que la sombra se desplazaba a lo largo de la mañana; ya que fuimos marcando en el suelo la sombra de una silueta opaca de un árbol.




Ya en el patio nos pusimos de espaldas al sol, y vimos la sombra que nuestro cuerpo produce en el suelo. Jugamos a hacer figuras e intentamos pisar la sombra del compañero. 

Así descubrimos que nosotros somos los mismos, pero nuestra sombra cambia, cuando nos movemos.

La sombra cambia cuando nos movemos y cuando varía la superficie sobre la que se proyecta. 




En definitiva todas las sombras de los objetos expuestos al Sol cambian de posición y de forma a lo largo del día.

En el mismo momento del día, todas las sombras tienen la misma dirección.

El Sol se mueve en el cielo y este movimiento es el responsable de que las sombras varíen la longitud y la dirección. 

Pero Omar preguntó a la profe: "Mi sombra es muy corta". 

La profe contestó que entonces tendríamos que experimentar:

¿qué pasa con las sombras de nuestro cuerpo?

Para eso, tendríamos que observar nuestras sombras en distintos momentos del día...

¡Estamos deseando que no llueva!

No hay comentarios:

Publicar un comentario